traductor

English plantillas curriculums vitae French cartas de amistad German documental Spain cartas de presentación Italian xo Dutch películas un link Russian templates google Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified

10.7.17

CÁMARA Y ACCIÓN







El plató queda en silencio. La actriz se coloca en el centro de la escena. Hay un jardín pintado sobre un lienzo que ocupa todo la pared del fondo del escenario. Una valla blanca enmarca el primer plano, delante la actriz y un montón de repollos gigantes. Se arregla el entallado vestido de tul claro que lleva puesto, parece que se dispone a bailar cuando repara en las rosas de su abierto escote; las estira despacio a dos manos, con mimo, animando a las flores para que terminen de abrirse. De nuevo repite las directrices de la escena, el ayudante la interrumpe:

—Alice ¿de verdad vamos a grabar a estos bebes dentro de los repollos? 

Alice da la orden para el comienzo de la filmación,

— ¡Cámara y acción! — Inicia su movimientos con los brazos, es como si llevara una varita mágica, da unos delicados pasos de danzarina a un lado y a otro en medio de las coles... Algo va mal, lo presiente. Mira al operador de la cámara— ¡No, no! ¿Ni se te ocurra decirme que se te ha olvidado otra vez? ¡Hoy debemos rodar este cortometraje ¿Cómo no has puesto la cinta en la cámara?

Sale de su estudio, el Solaz Company, enfadada. Sólo son unos minutos de grabación que se están convirtiendo en horas, días. Todo se le retuerce. La gente se le retuerce. Su mente lleva días gravitando, ella sabe que puede realizar esta reproducción.






— ¿Por qué es tan difícil una primera vez? todo está en contra, podría ser como cualquier otra, pero no, ¿cómo se atreven a insinuar que es un simple jugueteo con las cámaras? es mucho más… Es una corazonada. Quiero bailar con música, y que todos la escuchen delante, detrás de la pantalla. Puedo hacerlo. Tengo historias que contar y las voy a filmar. No dirán que son como cualquier otra, mis historias les engañará. Podría rociar de intriga la pantalla, asesinar sin sangre y mientras dure el suspense, daré el fin a la película.

*** 
  


*** 

—Ese dato es inexacto, yo soy la autora de esa cinta. Sí, ya lo sé que es de los Estudios Solax pero hay una directora ¿o acaso quién cree usted que estaba detrás de la cámara contando todas esas historias? ¿Cómo dice? ¿Absurdas? La vida es absurda a veces ¿cuántas cosas no hace al día que son absurdas? A lo largo de la historia se han escrito impensables cosas que la gente han creído que son reales, porque así querían creerlo ¿o acaso no percibe los conflictos cotidianos como absurdos? Párese a pensarlo. Yo solo he distorsionado las mías, es solo trastocar un poco la realidad, pero la verdad subyace en ellas, fingida e inmutable. He dirigido todas esas películas que me ha nombrado y muchas de ellas las he interpretado ¿o acaso no me ha visto? ¿cómo? ¡Claro que puedo interpretar y dirigir al mismo tiempo caballero! eso es vivir con la cámara su magia...

— ¿Con coles de donde salen niños? o ¿Una dama que tiene antojos? — pregunta el periodista

—Es una hada, ¿acaso no le parece un repollo una cuna fantástica? Piénselo bien, ¿dónde va a estar un bebe más arropado? (se sonríe) es lo más parecido al vientre de su madre. El misterio de la vida es maravilloso, aunque conlleve tantos caprichos triviales. Ya nacemos caprichosos, sabe usted, engreídos, queriéndolo todo lo que vemos en los demás ¿no le parece así? Desde la matriz, pedimos sin aún poder balbucear. Y este tema es tan serio como lo pueden ser mis películas que tratan de anarquismo o de la muerte y vida de Cristo o cualquier otra que haya dirigido.

— ¿Y no es más fácil escribir historias que enseñar imágenes?  

El periodista sigue con las preguntas. Desde que comenzó con la primera ya estaba convencido: todas esas películas caerían a un cajón vacío, pero él tenía que demostrar que ella no era la autora, como iba a serlo una mujer. 

— ¿Y me lo dice un periodista? No importa... En una película la historia se cuenta y se hace real a la vez. Hay una historia escrita antes, como la suya, pero en mi film las imágenes adquieren un lenguaje propio, la historia habla por sí misma. Gracias a todos esos planos elegidos, a la iluminación, el attrezzo, montaje y a la caracterización de los actores, puedo hacer que una ficción se convierta en realidad, o hacer que esa realidad sea más real si cabe. Puedo traerle una historia de western donde el pistolero se va a vivir a la tribu india; o un film policíaco, en donde se sentirá intrigado por un inspector que se alía con la asesina a la que investiga. Le haré vibrar, sentir, ilusionarse, llorar.., puedo hacer que lo viva todo a la vez, enamorarse de la persona de su sueños, la del vestido rojo en la barra del bar. La película puede sumergirle en un viaje submarino; puede conseguir que muera y renazca; llevarle al espacio y luchar con los vikingos; hacer que se sienta un emperador romano o ser el conquistador del mundo más increíble que pueda usted imaginar. Puedo conseguir que usted baile con lobos o rendirse al inframundo con el mismísimo diablo, puede transformarse en un miserable, vivir las desgracias del explotado y después la alegría del redimido. El cine es infinito, le abre la puerta que quiera, de usted depende si quiere experimentar todas esas sensaciones mientras lo ve y lo escucha a la vez. Es una lectura que va más allá, una narración que trasciende.






Este es un diálogo ficticio, inventado en un lunes caluroso de verano. Bien podía haberlo dicho ella, no es el caso, pero tengo la confianza de que estaría de acuerdo conmigo. 

¡Madame, qué tristeza no haberla conocido a usted antes pero es que me dijeron que no estaba!

Se trata de Alice Guy, la primera persona en dirigir, producir y realizar películas en donde, la mayoría de las veces, ella también era una de las actrices. La primera en hacer ficción en cine y hacer videoclip (imagen y música). La primera en narrar una historia, en hacer cine como se conoce ahora. Su primera película “El hada de los repollos” de 1896 la consideran la primera de la historia del cine. A comienzos de 1900 ella realiza una película reivindicando la igualdad de género, otra mostrando la falta de libertad y derecho de los oprimidos. Realiza y dirige la primera película protagonizada por negros, cuando eran los blancos los que se pintaban la cara para parecer negros. Y todo esto después de que Thomas Edison inventara el artilugio que capturaba imágenes en movimiento y los hermanos Lumiére hicieran la primera película con el cinematógrafo filmando, revelando y proyectando. La cámara ha comenzado a cobrar vida con ella. Y después de Alice, el ilusionista George Méliés trajo los primeros efectos visuales. Es ella la que cuenta historias, a la que se le atribuyen películas en color o películas con sonido. Su estudio, el Solax, lideró la industria cinematográfica en Estados Unidos. Más de un millar de películas en 24 años: historias bélicas, romances, dramas sociales o adaptaciones literarias (la primera versión del Jorobado de Notre Dame). Pero a esta artista se le condena a un exilio histórico. En 2012 Solax celebra su centenario con una recaudación de fondos para restaurar la lápida de su fundadora. "Perdonen que no me levante" diría de la mano de Groucho Marx.







OTRAS ENTRADAS DEL BLOG FECHADAS EN HISTORIA






13 comentarios:

  1. Gracias, Eme por traernos noticia de esta mujer. No tenía ni idea. Si ahora cuesta que a una se la respete en igualdad de condiciones, lo que tuvieron que sufrir estas pioneras, no me lo puedo ni imaginar.
    Me ha encantado la entrevista ficticia.
    La idea de nacer de repollos adoptarlos como cuna me ha encantado y, efectivamente, no encuentro mejor receptáculo, mullido y arropado.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  2. Mil gracias por este post Eme, opino exactamente igual que Rosa, qué difícil tuvo que ser en aquella época.
    Besos.

    ResponderEliminar
  3. Hola Eme, enhorabuena por dar un poquito de vida y luz a Alice Guy, que sin duda fue una cineasta pionera y tan prolífica, que rodó entre unas cosas y otras la friolera de mil películas, por cierto creo recordar que algunas de ellas en España. ¿Por qué se la olvidó? Pues sencillamente por ser mujer, no creo que haya más vuelta de hoja.

    Respecto al diálogo creado por tu imaginación, sencillamente es una joya y un homenaje al cine; permíteme que destaque algunos pasajes:

    "El cine es infinito, le abre la puerta que quiera, de usted depende si quiere experimentar todas esas sensaciones mientras lo ve y lo escucha a la vez. Es una lectura que va más allá, una narración que trasciende".

    "Gracias a todos esos planos elegidos, a la iluminación, el attrezzo, montaje y a la caracterización de los actores, puedo hacer que una ficción se convierta en realidad, o hacer que esa realidad sea más real si cabe".

    "Le haré vibrar, sentir, ilusionarse, llorar.., puedo hacer que lo viva todo a la vez, enamorarse de la persona de su sueños, la del vestido rojo en la barra del bar".

    En resumen, esto que dices es la magia del cine y para concluir ya, pues hablando de esto podría estar horas, te diré que la casualidad me ha llevado hoy a ver un preestreno de cine que hablaba de una guionista en el Londres de la segunda guerra mundial, inmersa en un mundo de hombres y de su lucha por redactar un guión para una película. Es decir cine dentro del cine y con una directora como maestra de ceremonias. Se trata de la cinta británica 'Su mejor historia'de Lone Scherifg y que se estrenará este fin de semana, no se puede decir que sea una gran película pero para los muy cinéfilos tiene unos puntos encantadores. Bueno y no sigo, pues se supone que para el próximo lunes tiene que estar reseñada, ya veremos :-)

    Un gran abrazo, de cine por supuesto.

    ResponderEliminar
  4. Una gran entrada, Emerencia. La magia de los blogs es que cada día encuentras algo que desconoces por completo. En este caso una figura que sin duda merece ser recordada y reseñada. La historia está plagada de ellas y la mayor grandeza de internet es la posibilidad de darlas a conocer. El diálogo inicial es emocionante porque plasma el nacimiento de una manifestación artística. Cuando el periodista le dice que porque no escribe la historia sin más y ella le expone las posibilidades de lo que entonces casi podríamos decir que era una simple curiosidad tecnológica.
    Muchísimas gracias por el aporte! Un fuerte abrazo!

    ResponderEliminar
  5. Una gran magia que es el cine, y el mérito lo tienen quien están detrás de la cámara. Otra mujer olvidada que se merece sea recordada por su trabajo en los tiempos donde a la mujer no se le valoraba. Me ha encantado tu magia para mostrarnos su vida y su trabajo. Un abrazo

    ResponderEliminar
  6. Mi desconocimiento por Alice Guy era total, por desgracia. Duele pensar en todas esas mujeres a las que se les ha negado el reconocimiento de sus carreras, de sus aportes a la historia del cine, la música, la literatura... Solo nos queda el consuelo de rescatar su recuerdo, por aquello de "más vale tarde que nunca."
    Un diálogo ficticio que bien podría ser real, que seguramente reproduzca conversaciones muy similares que se dieron en la vida de esta mujer.
    Gracias por esta genial (y necesaria) entrada.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  7. Hola Rosa, Marigem, Miguel, David, Mamen, Sofía. Gracias a todos por dejar vuestras impresiones de esta artista y directora de cine. Un gran abrazo de parte de Alice y mío.

    ResponderEliminar
  8. Enhorabuena Eme por la magnífica entrada, con un texto precioso has conseguido introducirnos en la historia de esta mujer pionera e increíble en las artes cinematográficas. Le has hecho un pequeño homenaje dándole visibilidad en un blog que recorrerá un espacio virtual que seguramente a ella en estos tiempos le hubiera encantado.
    Me ha gustado mucho la frase "Le haré vibrar, sentir, ilusionarse, llorar.., puedo hacer que lo viva todo a la vez, enamorarse de la persona de su sueños,..." así es el cine y así nos has mostrado a ella.
    Un fuerte abrazo Eme y sigue contando que te seguimos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Xus, aquí sigo, pero el verano te deja el pensamiento en un flash, atontado. A ver que me viene ahora a la cabeza. Gracias por dejar tu comentario, ya me hubiera gustado encontrarme a esta mujer, actriz, directora y productora en 1890, admirable. Un abrazote

      Eliminar
  9. Hola Eme, increíble tu entrada. Fíjate yo aunque conocía el nombre de Alice Guy, no sabía de su importancia hasta que he leído este relato-homenaje precioso que le has hecho. Seguramente mi desconocimiento y el de muchos se debe a que en su momento se la metió en el baúl de los recuerdos olvidados. Muchísimas gracias por rescatarla y traerla de vuelta, ha sido un placer conocerla.
    Me ha encantado su monólogo final, eso es el cine, claro que sí.
    Un besazo y feliz día.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Ziortza, ha sido un placer conocerla en el tiempo y ponerme en su piel, una osadía por mi parte jeje. Un abrazo

      Eliminar
  10. Una excelente entrada, Eme, incluyendo una parte inicial dialogada, poniéndonos en el lugar de los hechos para, finalmente, hacer una reseña de la vida y obra de esa mujer tan avanzada a su época y que, como otras tantas, fueron incomprendidas e infravaloradas.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Josep Mª Gracias por dejarme esa apreciación. La estructuración del relato, ha sido sin pensarlo, sí, la verdad es que es interesante. Qué bueno, si no fuera por los comentarios estas apreciaciones no las tendríamos en cuenta. Gracias. Un abrazo

      Eliminar